Adoptando un diseño de investigación acción, la presente ponencia narra el proceso de transformación de las creencias educativas de tres profesionales chilenos, especialistas en el área de la educación, que durante un año
estuvieron vinculados a la Escuela República de Chile en Puerto Príncipe, Haití. La escuela atiende a aproximadamente 550 estudiantes mujeres de Enseñanza Pre escolar, Primaria y Secundaria, de sectores de extrema
pobreza socioeconómica en un contexto donde el hambre es la condición principal que enfrentan los docentes a diario, donde es legítimo y deseable el castigo físico a las estudiantes, la enseñanza memorística y frontal, la
ausencia de libros y de recursos pedagógicos. Los profesionales chilenos (dos mujeres y un hombre) están vinculados a la Facultad de Educación de la Pontificia Universidad Católica de Chile y a la Fundación América Solidaria. Durante el año que dura la experiencia, que incluyó la inserción en la misma escuela haitiana de una de las profesionales (mientras los otros dos mantenían contacto periódico desde Santiago de Chile), los sujetos transforman sus creencias acerca de la autoridad pedagógica, el buen trato, la relevancia del libro y la lectura en el proceso de aprendizaje y lo que significa la relación del “experto educacional” con una comunidad escolar. Todo ello lleva a un proceso de transformación personal, comprendiendo que la mejora educativa es pausada, se sostiene en
el tiempo mientras sea una co-construcción junto a las comunidades locales, donde la figura del “experto” no tiene cabida, y que son más importantes las preguntas, construidas colectivamente, que las respuestas que dicta la academia. Asimismo, a un año del vínculo con la Escuela República de Chile de Haití, los tres profesionales involucrados comprenden que la transformación cultural solo se lleva a cabo si todos los actores involucrados viven una trasformación personal, que requiere la deconstrucción y re construcción de principios y saberes. En donde la
frontera de lo posible y de lo correcto se mueve junto con el conocimiento y trabajo en una realidad que interpela en lo profesional y en lo personal.